Chile 2020

Uno de los proyectos de este año se encuentra en CHILE, en el sureste del país, a lo largo de la Cordillera de los Andes en una comunidad mapuche de Trapa-trapa (región del Alto Bío-bio) : el proyecto KUPULWE.

¿DÓNDE ESTÁ LA ACCIÓN?

¿POR QUÉ?

Mapuche significa «gente de la tierra», y es la población original de estas regiones en el sur de la Cordillera de los Andes que vive a ambos lados de Chile y Argentina.

Esta comunidad se encuentra a 144 km (3 horas) de la ciudad más cercana, Los Ángeles, y su principal actividad es la agricultura y la ganadería.

Muy pocos parientes (padres) trabajan fuera de la comunidad y los que lo hacen, trabajan en el comercio de la harina y la madera. Pocos adultos tuvieron escolaridad hasta los 14 años.

Pero actualmente existe un jardín de infantes que funciona en esta comunidad desde el año 2013 y está a cargo de la JUNJI, la Junta Nacional de Jardines Infantiles.

En el marco del PMI (Programa de Mejoramiento de la Atención Infantil) de la JUNJI, el proyecto KUPULWE nació a partir de la solicitud de los miembros de esta comunidad de Trapa-Trapa.

OBJETIVOS

La construcción de una RUCA tradicional mapuche para convertirla en un lugar comunitario donde se puedan revivir las costumbres y tradiciones mapuches.

Enseñar a los niños esta cultura y sus tradiciones como complemento de la educación escolar, desdela preparación de las comidas, hasta el impacto de la vida comunitaria en el medio ambiente, compartiendo los diferentes valores de la comunidad.

 

El Lonko (Jefe de la comunidad Mapuche), el Kimche (becario de la comunidad), el encargado del jardín de infantes, los ancianos de la comunidad así como las madres que participan en las actividades de este jardín de infantes, serán los principales colaboradores con el personal educativo y administrativo para el buen funcionamiento de este lugar, la RUCA de Trapa-trapa.

¿DÓNDE ESTAMOS AHORA?

Ya hemos podido enviarles 1.000 euros que se han utilizado para la compra y el corte de madera para la estructura.

La madera ha sido secada, pero las condiciones extremas de la nieve de este invierno chileno obligaron a detener los trabajos y la construcción sólo pudo reanudarse en octubre de 2019.

En marzo (2020), todo se detuvo como resultado de la contención, a pesar de que los materiales habían llegado a la comunidad y estaban listos para ser ensamblados. Los trabajos se reanudaron en octubre, pero hubo otro caso de Covid-19 en la zona. Fin de los trabajos a principios de 2021 si la situación sanitaria mejora en esta región de Chile.